miércoles, 7 de agosto de 2019

2ª Crónica Rebellion Festival 2019 (Viernes)


Los ingleses no saben lo que son las persianas y yo me olvidé de traerme el antifaz. Pero daba igual, porque si no era la luz, eran las gaviotas las que no te dejaban sobar. Iba mal dormido pero con las ganas intactas, pues el viernes se presentaba sumamente interesante. Aun levantándome más o menos temprano, no pude llegar a ver a los mexicanos Migraña Social, pues los pusieron a las 12:30. Me supo mal, pero al menos por la noche me los encontré en los baretos de alrededor del Winter Gardens y pude charlar y conocer a alguno de ellos. Muy buena gente! El Rebellion transciende más allá de los muros del recinto donde se hace, y es que numerosos pubs programan conciertos paralelamente al festival. De hecho, pude hablar con gente que habían venido también para el fin de semana pero que no llevaban pulsera alguna, simplemente iban de bar en bar encontrándose con conocidos y viendo los conciertos que se hacían en los diferentes pubs. Desconozco el impacto de un evento INDEPENDIENTE como aún es el Rebellion, pero está claro que toda clase de negocios en Blackpool directa o indirectamente hacen caja gracias al público que asiste festival. La ciudad tiene fama de hortera o de destino para borrachos, pero la verdad es que también tiene su encanto… 

Knock Off
Rust
Interrobang

El primer grupo que vi el viernes fueron los Knock Off. Esta banda se ha ido poco a poco haciendo un nombre con su punk-Oi melódico, y de hecho la sala donde tocaban se petó casi entera. Me gustaron temas como “This Ain’t No Love Song”, “Tooled Up For The Job” o “Football, Beer & Punk Rock”. Tras ellos vi un rato a los australianos Rust, con su Oi rockanrolero que estuvo bien. Terminé mi ronda del mediodía pillando una parte de la actuación de los Interrobang, quienes tocaban en el escenario con asientos (Opera). Esta sala casi siempre acogía a los grupos con un sonido más clásico o más experimental, como era el caso de los Interrobang. Era la segunda vez que los veía en directo y me gustaron, pues su puesta en escena impacta y efectivamente, son diferentes. Lo que ocurre es que cuando los escucho en casa únicamente me enganchan unas pocas canciones. Creo que les falta redondear su repertorio, quizá con su siguiente trabajo… 

Los Fastidios Unplugged
Johnny Moped
Avengers

Como a menudo hago, en el escenario acústico aprovecho para ver a bandas que por coincidir con otras no las puedo ver en eléctrico. Sí, ya sé que según qué grupo, su música pierde mucho unplugged, pero no es el caso precisamente de Los Fastidios. El ska fiestero y combativo que facturan los italianos entra muy bien en acústico, por lo que elegí verlos ahí el viernes. Sala llena y como siempre, al final algún@s dejaron sus sillas para ponerse a bailar de pie. Ya lo he dicho en otras ocasiones, pero el “Antifa Hooligan” se ha convertido ya en un joido clásico de fama internacional. Tras ellos me pasé a ver un rato al viejuno de Johnny Moped. Muy activo dando sus saltitos y tal, me gustó más que cuando lo vi en su día de telonero con los Damned. Tras él yo seguí en la sala Opera pues aterrizaban los Avengers cuatro años desde su anterior aparición en el festival. Un amigo que vio a Penelope Houston en acústico el día anterior, me comentó que estuvo muy mal, por lo que me surgieron dudas acerca de lo que me iba a encontrar. Pero no, pienso que estuvieron bien, no digo tampoco que fuera la ostia, pero cumplieron de sobras. Eso sí, juraría que el repertorio fue prácticamente el mismo que en 2015, pero es que ya se sabe que Avengers no se prodigaron mucho grabando cosas. 

2 Minutos
Red Alert

Ahora llegaba el turno de los argentinos 2 Minutos, los cuales actuaron en el Arena. No hubo mucha gente viéndoles, pero eso no fue hándicap para que el público que se juntó en la sala no se volvieran loc@s con la banda. “Valentín Alsina” dio el pistoletazo de salida y a partir de ahí ya fueron cayendo un tema tras otro con pequeñas introducciones entre los mismos. Uno según dijeron iba sobre la guerra de las Malvinas, un asunto que me imagino que aún levanta muchas ampollas en Argentina. Pero también hubo tiempo para el desparpajo y la diversión, con una llamada del guitarra al “Dios de la cocaína” jajaja. En una canción cambiaron de batería e internet me dice que fue el de los Dead 77 quien tocó “No me moleste”. Creo que tuvieron que prescindir de algunos temas que tenían preparados en el repertorio por la típica falta de tiempo. Pensaba que acabarían con el himno “Ya no sos igual”, pero no, creo que fue la penúltima. No hace mucho que actuaron por primera vez en el estado y me alegra ver que también se atreven a venir a Inglaterra, como sus paisanos Los Fabulosos Cadillacs, a los que recientemente han versioneado (“Contrabando de amor”). Tras acabar yo seguí en la sala pues quería ver un poco a los Red Alert, que por cierto sonaron bastante bien. Como ya los he visto bastantes veces, estuve solamente unos 20 minutos, ya que en el Introducing iban a tocar… 

The Bois
S.H.A.R.P. Anthem
Guitar Gangsters

The Bois!! Los de Singapur se estrenaban en el Rebellion cerrando los conciertos del día en el escenario Introducing. The Bois volvieron a ser cuarteto ya que han añadido a un punk como segundo guitarra. Creo que todos cantan, aunque es el bajista Baba quien se ocupa principalmente de las voces. Si las dos anteriores ocasiones en que los vi me dejaron un poco indiferente, he de decir que esa noche en Blackpool The Bois partieron la pana. Sin duda alguna venían mentalizados y lo dieron todo, cosa que la gente agradeció e hizo que nos entregáramos tod@s a saco con el grupo. Hubo pogo casi todo el rato y algunos surfearon por encima de las cabezas del personal. Tras las dos versiones que siempre hacen, el “Monkey Man” y la de “Do Nothing”, cayó el “SHARP Anthem”, que fue el tema con el que terminaron su excelente actuación. Espero que vuelvan el año que viene! Tras The Bois me tocó reencontrarme con los cojonudos Guitar Gangsters, los cuales bordaron su concierto. El “problema” fue que se solapaban en horario con mis amados Upstarts, por lo que tras la de “Radio Shakedown” me fui pintando al Casbah escenario… 

Angelic Upstarts
Recopilatorio

Mensi apareció en el Casbah luciendo una camiseta de apoyo al laborista Jeremy Corbin, al cual le están saliendo “demasiados enemigos” tanto de su partido como de la oposición y no sé si le dejarán gobernar algún día. Los Angelic Upstarts cumplieron como en sus mejores momentos ante más de 2.000 incondicionales. Todo el mundo estaba feliz por el buen tiempo, pero el calor hizo que el Casbah se convirtiera en un horno y que tod@s nos asáramos a base de bien. Pecata minuta para mí si delante tengo a los Upstarts y si van cayendo temas como “Teenage Warning”, “Leave Me Alone”, “I’m An Upstart”, “Solidarity”, etc, etc. Mensi recordó a todos los caídos ex miembros de la banda, especialmente a Tony Van Frater, quien según dijo compuso la de “Anti-Nazi”. Antes de que se tocasen la de “Kids On The Street”, salió gente de la ONG Musicians Against Homeless a explicar el proyecto del CD recopilatorio que han sacado para recaudar fondos y así seguir ayudando a la gente sin hogar. Dicho disco toma su título precisamente de una canción de los Upstarts. Y no mucho más, el concierto terminó con la impresionante “Who Killed Liddle Towers” y tras lo que sudé en el pogo por el efecto “sauna” de la sala, apunto estuve de irme al hotel a darme una ducha fría rápida.

Infas
The Ramonas
Gabba, Gabba, Hey!!

Pero no, no podía dejar el festi a esas alturas porque ya todo lo que venía era pura dinamita. El viernes lo terminé con Infa Riot primero y con el tramo final de las Ramonas. A los Infa Riot era la tercera vez que los veía y sin duda alguna, fue la mejor. El aforo de la sala Arena estaba más acorde con la popularidad de los Infas, los cuales anteriormente los había visto recintos demasiado grandes y, por tanto, difíciles de llenar. Después estuvo la respuesta de la gente que fue la ostia. Pogo de principio a fin y buen ambiente, lo que hizo que me enganchara a ellos. Fue una pasada oír al público coreando lo de “In Fooor a Riooot” incluso una vez terminado el show… Me lo pasé muy bien y eso que a los Infa Riot les tuve en su día “gato” por la polémica que pasó con el guitarra, quien comenzó un proyecto con un elemento skin derechista que me decepcionó mucho. Da la casualidad que su “coleguita” iba actuar al día siguiente en ese puto concierto que atrae cada año a Blackpool a numerosos boneheads nazis. Me queda la duda de si ambos se encontraron y si se hicieron un selfie mientras se besaban el culo mutuamente… En fin, pese a todo, ya digo que Infa Riot cojonudos…. Tras ellos pillamos la recta final del concierto de las Ramonas, cuyas versiones me hicieron disfrutar de lo lindo. Es curioso, pero en el Rebellion no suelen traer a bandas tributo de grupos clásicos desaparecidos (que las hay a patadas de los Clash, Sex Pistols, etc). Aunque bien mirado, algunas formaciones de las que tocan en el festival bajo el nombre que sea en realidad son como un Tributo o algo peor, un proyecto Frankenstein, pues a menudo cuesta encontrar a miembros originales… Pero bueno, como decía, solamente las Ramonas son la única banda de versiones que más o menos han venido tocando últimamente, cosa que yo al menos me gusta y lo agradezco (he de decir que en esta edición también había otro grupo tributo a los Motorhead llamado Motorheadache). Viernes finito, GABBA GABBA HEY!! 

- Medallero. Oro: Angelic Upstarts. Plata: The Bois. Bronce: The Ramonas. Hojalata: Calor sofocante en el Casbah. 

- También tocaron: The Stranglers, Ruts Dc, Subhumans, Eddie and The Hot Rods, The Members, Rubella Ballet, Discipline…

No hay comentarios: