lunes, 1 de mayo de 2017

Redskins biografía (2ª parte)



Nota. Extracto libremente traducido perteneciente al libro Beating The Fascists, The Untold Story of Anti-Fascist Action, escrito por Sean Birchall y editado por Freedom Press (comentado aquí).

Introducción

El 10 de junio de 1984 los Redskins se encuentran actuando en Londres dentro del festival Jobs For a Change. Junto a ellos, también están en el cartel Billy Bragg, The Smiths, Hank Wangford, Misty In Roots, Ivor Cutler, Mari Wilson, Aswad, Ekome, Abakush, Hi Jinks, Barrio Latino, Vocem y Grand Union. El concierto es gratuito y se realiza en un recinto al aire libre. De repente, un grupúsculo de nazis ataca a los Redskins mientras actúan. Los nazis consiguen que la banda suspenda su concierto y parece ser que Chris Dean es quien sale peor parado en la agresión. El súbito ataque fascista hizo que en un primer momento cundiera el pánico entre la audiencia, aunque como veremos en el siguiente texto, los nazis acabaron pagando cara su osadía, pues incluso el principal instigador del ataque y miembro destacado del BM (British Movement), terminó con sus huesos en el hospital. Y esto no lo dicen los antifascistas, sino que es lo que cuentan las propias fuentes fascistas que he consultado. Curiosamente, el directo de los Redskins en este festival está disponible en internet y, en efecto, se pueden escuchar los cerca de 40 segundos que dura toda la movida antes de que se corte la grabación durante la canción “Lean On Me” (bajarlo en I Vomit For You Blog). 

Nota 2. Veréis que en el texto (y en el libro) se usa casi siempre el vocablo skinhead sin más para referirse a los fascistas, lo que entiendo puede llegar a ofender precisamente a los skinheads. En este capítulo de la obra cuyo extracto traduzco ahora, hay una nota a pie de página en la que el autor explica la diferencia entre los skinheads y los boneheads, aunque dice mantener el término skinhead tal cual cuando se refiere a los nazis, según entiendo yo, para no liar a los lectores ajenos a esta subcultura (“mainly for the benefit of the casual reader” -sic-). 



Extracto del capítulo GLC, Redskins y Harrogate, 1984

[…] a la mitad del evento, cerca de 80 o más NF’s (militantes del National Front) aparecieron entre el público, colocándose cerca del escenario principal en el que los Redskins estaban actuando. La fuerza de su ataque hizo que cundiera el pánico entre la audiencia de izquierdistas. No todos se intimidaron. Ciertos elementos del público, entre ellos algunos mineros en huelga, se reagruparon y, tras algunos enfrentamientos cuerpo a cuerpo en el que un miembro de RA (Red Action) fue rajado y a otro antifascista le rompieron la mandíbula, los fascistas, muchos de ellos skinheads, fueron expulsados.


[…] Pero los NF aún no habían terminado. Dirigidos de nuevo por el metro ochenta y siete de Nicky Crane (nde: jefe de seguridad de Blood and Honour, se da la paradoja que murió de sida en 1993 pues, a pesar de ser nazi, era homosexual!!!), quien había recién terminado de cumplir 4 años de cárcel por un ataque similar a unos negros que hacían cola para ir al cine, los fascistas volvieron a cargar en otro escenario al final del parque mientras actuaba Hank Wangford animados por el impacto producido anteriormente entre los miles de izquierdistas presentes (nde: según fuentes fascistas, a Wangford le estamparon su propia guitarra acústica en la cabeza). Resultó ser un error. La primera vez pilló a la gente desprevenida, pero con el segundo ataque se pudo ver particularmente a los RA más ansiosos que nunca por tener una oportunidad de revancha. Armados con botellas y cualquier cosa que pudieran llevar consigo, los miembros de Red Action corrieron hacia donde se sucedía el ataque. La “carga” tuvo el efecto de estimular al público. 


En su intento de escapar, Crane fue derribado por Peter C. (nde: RA militante), y solo utilizando a una joven antifascista como escudo, pudo escapar de la embestida con algunos cortes y moratones. Menos afortunado fue otro skinhead quien, para su alivio, fue rescatado de la multitud por dos policías que apartaban a los izquierdistas a golpe de porra. El desenlace se dio cuando uno de los militantes salió de la muchedumbre y le dio un puñetazo en la cara a uno de los policías benefactores. Cuando el oficial se dobló para intentar recuperar su casco, lo metieron de cabeza directo en un cubo de basura. Asustado entonces, el skinhead empezó a correr cayendo en la cuenta de lo ineficaces que eran las botas con puntera de acero para tal empresa, por lo que fue derribado y pateado sin piedad mientras la policía se mantenía aparte mirando (indudablemente, antepusieron su seguridad a la del skinhead). No muy lejos, otro par de skinheads, un chico y una chica, fueron pateados en el suelo con la policía otra vez sin hacer ademán de intervenir. 


En particular, un desafortunado skin evitaba a la multitud e intentaba dejar el área de peligro sin llevar camiseta alguna puesta. Resulta que fue sorprendido por un RA que, tras divisar su figura y ver que llevaba una chaqueta Harrington cerrada hasta arriba a pesar del buen tiempo que hacía, fue "obligado" a destaparse y fue así como se descubrió que lo que intentaba ocultar era la camiseta que llevaba con la leyenda puesta de “Nicky Crane”. Añade otra víctima. Las movidas se fueron sucediendo hasta el punto de que los pasillos de las urgencias del hospital St. Thomas se convirtieron en el escenario de los “choques” entre los antifascistas y los cada vez más numerosos fascistas que hacían cola juntos para ser atendidos. Cuando las noticias llegaron a Red Action, un “squad” entero de RA junto a otro grupo considerable de compañer@s, fueron para allá para “solventar” la situación. 

Hank Wangford

Andy (nde: testimonio de alguien que estaba en el hospital acompañando a un amigo que fue herido en el ataque fascista): […] “Cuando llegamos al hospital todo era un caos. Dentro, dos hombres blancos junto a una chica negra bastante alta se ostiaban con miembros de los Chelsea Headhunters, incluido Chris “Chubby” Henderson (nde: el cantante de Combat 84). Ellos mismos pedían al guarda de seguridad negro que les consiguiera un taxi para dejar el hospital de forma segura. Llegaron un par de tipos jóvenes llevando camisetas del Celtic y chapas de RA, se sentaron donde nosotros y nos guiñaron el ojo. Fue justo cuando un grupo de boneheads que habían estado visitando a los suyos, apareció. Estaba asustado, pero claramente los boneheads no estaban por mí sino que tenían otras cosas en su mente. Por la ventana podían ver a un grupo bastante grande de gente a los cuales yo reconocí como RA de los veteranos. Uno de ellos hacía flexiones en los escalones como si se estuviera calentando para lo que iba a venir. Otros señalaban y se reían del líder de los skinheads, discutiendo acerca de si era la cosa más fea que habían visto jamás e instándolo a salir para una mayor y profunda “inspección”. Reconocí al bonehead en cuestión como Matty Morgan (nde: miembro de seguridad de los Skrewdriver que según he averiguado, llegó a pisar la cárcel en una ocasión tras agredir a un oficial de policía que era negro), el cual tenía una reputación de psicópata y al que yo personalmente lo había visto adueñándose de conciertos skinheads. Mientras que algunas chicas skins que estaban con él le animaban a que se enfrentara a ellos, él simplemente se quedó petrificado.


“Fue como en las historietas de los cómics de Asterix que había podido leer de crío. En lugar de intimidarse por las poderosas legiones de la “raza superior”, el grupo de RA estaban ciertamente “animados” y casi discutían acerca de quiénes habían visto a los boneheads antes para darles así el primer “correctivo”. Tras años bajando la cabeza ante la presencia de la extrema derecha, esto fue al menos una gran sorpresa para mí. Más tarde, un grupo de RA nos invitó a “continuar la fiesta” en el pub Agricultural (nde: centro de reunión fascista), pero declinamos” […]. (nde: entre otras "bajas" y según fuentes fascistas, en el ataque a dicho pub resultó herida la que era por entonces “novia” de Nicky Crane y que paradójicamente, “parecía un tío” -sic-).

- Fotografías del festival: Steven Leighton.
- Stand Up and Spit Blog (alguna de las fotos y recortes).
- Redskins 1ª parte de la biografía

No hay comentarios: